Saltar al contenido
Inicio » Cómo conseguir novio si soy fea y tímida

Cómo conseguir novio si soy fea y tímida

Ahora, te ofrecemos cinco consejos que tienen la posibilidad de guiarte a apoderarse a esa muchacha que disfrutas: No mires la timidez como un defecto. No te presiones. Aceptate como eres. Adiestra tus capacidades sociales. Mira tus opiniones.

A bastante gente les resulta realmente difícil hallar pareja. El hombre es un animal popular por naturaleza, poseemos una necesidad innata de estar con otra gente y de entablar vínculos sociales y cariñosos. Esto asimismo se aplica a la esfera sensible, que nos hace requerir querer y ser amados. De esta manera, si bien no todas y cada una la gente contamos exactamente las mismas pretensiones de aprecio, en general tendemos a buscar el aprecio.

Tener pareja asimismo es una alternativa que va alén de las pretensiones puramente cariñosas. Es en determinada medida una convención popular y, en ocasiones, aun una solución instrumental; En este sentido, no son extrañas las parejas formadas por pura conveniencia, haya o no amor entre ellos. Con frecuencia, estas relaciones se fundamentan en el temor a la soledad, la conveniencia financiera o cualquier otra razón.

Confía en ti

Estoy seguramente mucho más que feo lo que verdaderamente tienes es una enorme inseguridad, que te impide enseñarte como eres y proyectar lo destacado de ti. Esos que se dejan asesorar por sus temores tienen mucho más posibilidades de fracasar por el hecho de que frecuentemente desisten de estar y sentirse mejor antes aun de procurar conseguirlo.

No pienso que eso sea lo que aspiras para ti.

Te enseñaremos a hallar novia si bien seas feo, tímido, desempleado y sin amigos

1. Ten seguridad, si no tienes seguridad en ti, ganas No logras una muchacha, conque el paso inicial es sentirte mejor contigo.

Bastante gente tímidas suponen que no son suficientemente buenas para hallar una novia, pero si piensas que eres bastante feo o no suficientemente bueno, jamás vas a tener novia.

Cumplidos casuales

Para asistirla a crear su autovaloración de a poco, hágale ciertos cumplidos y halagos casuales. Intente no hacerlos incómodos o torpes. Para esto, dígalo con absoluta naturalidad y en el momento en que haya un ámbito de seguridad.

De entrada, puedes referirte a algo mucho más superficial como una prenda que te queda bien. Entonces dile que disfrutas su sonrisa, sus ojos o alguna faceta de su personalidad.

¿Y si eres muy feo?

Si verdaderamente eres entre los poco afortunados, no te rindas todavía. Todavía hay promesa para ti. Solo sepa que reparar su situación no va a ser una labor simple.

Pero en tanto que andas aquí y prosigues leyendo esto, cuando menos puedo sospechar que te has puesto en compromiso a llevar a cabo exactamente eso.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *