Saltar al contenido

Cómo decirle a un gato que no haga algo

Acércate al animal y sujétalo delicadamente por el cuello, bajando la cabeza hacia el suelo. El movimiento ha de ser despacio, pero tienes que sostener al gato con solidez. En ese instante, solo di que no. Reitera de nuevo el movimiento y el no y déjalo ir.

Consejos para corregir a un gato que no emplea el arenero

Entre las cuestiones mucho m√°s usuales de los due√Īos de gatos es: de qu√© forma corregir a un gato que orina dentro o fuera de casa la arena de la caja de arena. Esta es una situaci√≥n com√ļn en los gatos, puede suceder por m√ļltiples causas.

La mala localización del arenero se encuentra dentro de las causas mucho más esenciales por las que un gato orina fuera del arenero. Los gatos siempre y en todo momento procuran un espacio privado para agradar sus pretensiones. Por este motivo, es conveniente que el arenero se ubique en un espacio poco transitado y relajado.

Arenero con tamiz TK-Pet Dallas

¬°Lo deseo!

El tercer punto sobre de qu√© manera educar a un gato es conseguir que las acciones inadecuadas sean vivencias desapacibles. Aqu√≠, el ejemplo mucho m√°s claro es el rayado de muebles. Tienes que emplear tus poderes de observaci√≥n y tu paciencia para saber lo que NO le agrada. Ciertos gatos detestan que se les enganchen las u√Īas al afilarlas, conque puedes contemplar los muebles en cuesti√≥n con tul o red; puedes buscar un fragancia desapacible como pimienta, mentol, repelente de insectos (no venenos) o en ocasiones marcha bien poner algo de cinta adhesiva en los dos lados a fin de que los dedos queden pegajosos. Otra cosa que tiende a ser eficaz para educar a un gato y que no rasque donde no debe es buscar una textura que no le agrade, como pl√°stico, papel de aluminio, papel de lima.

Repelente educativo que evita la destrucción de los gatos Beaphar

¬°Lo deseo!

Otra forma de disuasión es dejar algo en la área que al gato no le agrade, por servirnos de un ejemplo cinta adhesiva de doble cara. En el momento en que sienta que las piernas le pegan, va a aprender a no escalar. Con otros gatos marcha realmente bien dejar papel de aluminio, que es incómodo y además de esto hace bastante estruendos.

La edad importa, el castigo marcha mejor en gatos jóvenes

Al castigar a un gato, hay que tomar en consideraci√≥n su edad. Su accionar, su actitud y su asimilaci√≥n de la situaci√≥n cambian de manera significativa seg√ļn su edad.

Tenemos la posibilidad de dividir la edad de los gatos en 3 rangos:

¬°Los gatos no comprenden de castigos!

En el momento en que un gato se porta mal, la primera cosa que se le sucede a su humano es castigarlo. Y m√°s all√° de que es esencial, corregir en el instante con una palabra clara como: ‚ÄúNO‚ÄĚ, intentando de castigarlo aparte de apuntarle que lo que logr√≥ no est√° bien, no es buena t√©cnica para adiestrar a un gato.

En verdad, se demostr√≥ que la mejor forma de corregir a un gato y ense√Īarle buenos h√°bitos es PREMIARLO en el momento en que se porta bien, o hace algo bien. Dale un premio o una gominola a fin de que asimile el buen accionar en el instante conveniente, y s√© incesante.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *