Saltar al contenido
Inicio ¬Ľ Cu√°les son las cosas que aborrece Dios

Cu√°les son las cosas que aborrece Dios

16 Seis cosas detesta Jehov√°, Y siete cosas detesta su alma: 17 Los ojos soberbios, la lengua mentirosa, Las manos derramadoras de sangre inocente, 18 El coraz√≥n que trama pensamientos malvados, Los pies presurosos para correr al mal, 19 El testigo falso que charla patra√Īas, y lo que siembra discordia entre hermanos.

Si verdaderamente deseas entender a Dios, todo cuanto debes llevar a cabo es estudiar su palabra. All√≠, en la palabra de Dios, podemos encontrar mucha informaci√≥n sobre de qu√© manera piensa y act√ļa nuestro Dios. Un caso de muestra bien interesante del que tenemos la posibilidad de estudiar varias cosas est√° en Proverbios 6, de los vers√≠culos 16 al 19. All√≠ afirma que ‚ÄúHay seis cosas que detesta el Se√Īor, y siete son aborrecibles‚ÄĚ. Wow, ¬Ņqu√© detestas y detestas a Dios? Observemos la lista:

  1. Los ojos que exaltan;
  2. El lenguaje que enga√Īa;
  3. Las manos que vierten sangre inocente;
  4. El corazón que hace proyectos malvados;
  5. Los pies que corren para llevar a cabo el mal;
  6. El falso testigo que extiende patra√Īas;
  7. El que siembra discordia entre hermanos.

Los ojos soberbios

Una observación lo afirma todo. En el momento en que desprecias a alguien, transmites ese odio, esa soberbia. Ese orgullo revela que tu corazón está vacío de amor, de compasión, de solidaridad, de perdón y estas cosas, amiga mía, son pecado. Si reflejas orgullo por medio de tus ojos, andas siendo insolente.

La altivez de ojos y la soberbia de corazón, y los pésimos pensamientos son pecado.

¬ŅCu√°les son las cosas que Dios detesta?

La Biblia afirma que Dios detesta el pecado y todo lo relacionado con √©l. Esto incluye el odio, la patra√Īa, la injusticia, la crueldad y alg√ļn otro acto que vaya en oposici√≥n a Su naturaleza cari√Īosa. Dios asimismo detesta el orgullo, vi√©ndolo como la ra√≠z de todo pecado. Por √ļltimo, Dios detesta el mal por el hecho de que est√° en suma oposici√≥n a Su car√°cter especial.

Dios detesta y repudia el pecado. El pecado es la transgresi√≥n de la ley de Dios. Todos somos pecadores y nos encontramos depuestos de la gloria de Dios. Romanos 3:23 afirma: ¬ęPor cuanto todos pecaron y est√°n depuestos de la gloria de Dios¬Ľ. Dios asimismo repudia el orgullo. El orgullo es el pecado mucho m√°s viejo y el que mucho m√°s ha afligido el coraz√≥n humano. Proverbios 16:18 afirma: ¬ęEl orgullo va antes de la destrucci√≥n, y el esp√≠ritu altivo antes de la ca√≠da¬Ľ. Dios asimismo repudia el control. El control es el pecado contra el Esp√≠ritu Beato. Los que administran los corazones y las psiques del resto no son guiados por el Esp√≠ritu Santurr√≥n. Juan 8:44 afirma: ¬ęEl demonio… controla el coraz√≥n de este planeta¬Ľ.

Siete cosas que Dios detesta

La soberbia es el primer pecado capital y la fuente de todos y cada uno de los vicios, de ah√≠ que el sabio suplica a Yahv√© que no lo realice ‚Äúorgulloso a sus ojos‚ÄĚ. Nada se enfrenta tanto a la sabidur√≠a, que pide profunda humildad y plena docilidad a sus ense√Īanzas. Los orgullosos sienten mucha autovaloraci√≥n y subestiman a el resto, para lograr admitir y someterse a sus ense√Īanzas. M√≠ralo as√≠: Dios, que ten√≠a una palabra de aliento y perd√≥n aun para la infiel, no ha podido soportar a los fariseos insolentes.

Este pertence a los vicios que mucho m√°s recriminan los sabios, lo que se√Īala que es algo muy detestable. Detestable para Dios, que es la Verdad suprema, es asimismo aborrecible para los hombres, por el hecho de que perturba la seguridad rec√≠proca y la armon√≠a entre ellos.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *