Saltar al contenido
Inicio ¬Ľ Cuando uno llora envejece

Cuando uno llora envejece

РEn el momento en que nos encontramos tristes: liberamos hormonas que afectan a los ojos (se llenen) y apagan la piel. РEn el momento en que experimentamos agobio: la producción de colágeno se ve interrumpida y la piel se regresa mucho más fina, enclenque y desecada.

Cuadernillos, gacetas y m√°scaras. Discos, tazas y globos. Colores, caos y est√≠mulos. Unos aparadores de madera, varias tazas de caf√©, un peque√Īo √≥rgano electr√≥nico. Ciertos bolis, alguna PC apagada. Un espacio ordinario en una situaci√≥n excepcional.

En 1100 North Capitol St., a media hora caminando de la Casa Blanca, a veintitr√©s minutos del Capitolio y a 40 y cinco minutos del Monumento a George Washington, y ah√≠, justo ah√≠, donde locutor de radio y El m√ļsico Bob Boilen acostumbra respaldar su trasero blanco de lunes a viernes, sucede entre los fen√≥menos mucho m√°s pasmantes de internet: los Tiny Desk Concerts.

Sugerencias

En estas situaciones asimismo tiende a ser aconsejable asistir a psicoterapia si es viable, pero el fondo del inconveniente est√° m√°s que nada en el ambiente popular o material en el que vives.

Frente a la duda, es preferible asistir a psicoterapia y que los expertos valoren la situaci√≥n. En √ļltimo t√©rmino, solo los terapeutas calificados tienen la posibilidad de llevar a cabo un diagn√≥stico, con lo que debe eludir asumir que ha creado un trastorno si absolutamente nadie lo ha diagnosticado.

¬ŅCu√°l es tu √ļltima b√ļsqueda en Google plus?

No consultaremos el historial de b√ļsqueda del celular de la persona, respetaremos lo que nos afirme. Pero siempre y en todo momento es atrayente comprender de qu√© forma reaccionan frente este inconveniente particularmente.

Todos disponemos mucho más de un recuerdo incómodo en nuestra vida. No obstante, charlar de esto con nuestros amigos, familiares y parejas puede asistirnos a conocer que todos pasamos por instantes tiernos y idiotas de los que merece la pena charlar.

Una cuestión de actitud

Si bien el tiempo pasa para todos, no nos perjudica del mismo modo y la actitud frecuentemente juega un papel esencial. Como afirma el proverbio chino: quien teme padecer padece por el temor.

Para poner en práctica este consejo, se aconseja realizar cosas que verdaderamente nos agraden y apasionen. Aparte de comprender el envejecimiento como un privilegio y no confundirlo con falta de ilusión. Un individuo mayor tiene la posibilidad de tener exactamente la misma ilusión que en el momento en que era joven y la cara no posee por qué razón continuar al espíritu.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *